Las carnes a la brasa y las carnes al horno, una pequeña diferencia

Los primeros humanos descubrieron el fuego hace ya millones de años. Este importante momento fue un verdadero hito de la evolución ya que, gracias a él, comenzaron a iluminar sus noches oscuras, defenderse del enemigo y, como no, elaborar los alimentos. A pesar del paso del tiempo el ritual del fuego sigue formando parte de la cotidianeidad del hombre. De hecho, un buen número de reuniones, fiestas y encuentros tienen lugar alrededor de la lumbre; en barbacoas, con amigos y series queridos, o en restaurantes como el Asador del Rey, donde elaboramos la carne asada más conocida de San Lorenzo del Escorial.

Carne asada: a la brasa y al horno

Los asados, los protagonistas de nuestra carta

Este mes en Asador del Rey hemos elaborado una rica variedad de carnes asadas. Pensando en darle a la carne el toque idóneo, hemos encendido el horno de leña para cocinar nuestro famoso cochinillo asado o los cuartos de cordero lechal. Gracias a este tipo de elaboración con leñas aromáticas de alta calidad que permiten cocinar con brasas a temperaturas idóneas, conseguimos darle al cordero o al cochinillo un acabado dorado característico y un interior jugoso, suave, que se derrite en la boca. Esta elaboración tradicional en horno de barro es la mejor embajadora de Asador del Rey ya que conseguimos potenciar el sabor de los alimentos y aumentar sus cualidades en cuanto a gusto e hidratación. Para conseguir el resultado final idóneo nos tomamos el tiempo necesario, pues cada carne necesita el suyo.

Para las brasas seleccionamos carnes de vaca de primera calidad procedente de la Sierra de Madrid como el entrecot o el chuletón. Las parrillas de Asador del Rey cocinan carnes vacunas de categoría premium asadas con carbón vegetal de excelentes aromas.

En cualquier caso, utilizar el horno de leña y el horno de brasa es un valor añadido para la cocina de Asador del Rey. Gracias al fuego, podemos ofrecer una rica variedad de preparaciones de distintas clases de carnes asadas. También utilizamos el horno de leña para asar verduras. Nuestros pimientos asados a la leña, con o sin anchoas, o las patatas panadera de la casa.

Carne asada: a la brasa y al horno

Beneficios de la carne asada

Carne asada: a la brasa y al horno
¿Cómo es la carne asada en el Asador del Rey?

La carne asada cocinada en el horno de leña tiene un sabor y un aspecto que la convierten en diferente al resto. Además, es más saludable. Se elabora en sus propios jugos y conserva su sabor original al no incorporar añadidos extra. ¿Quieres saber por qué? Pues te enumeramos a continuación algunos de los secretos de las carnes asadas en Asador del Rey.

  • Son más sabrosas.

Utilizamos materias primas de alta calidad. Como nuestras carnes rojas premium. Con ellas somos capaces de proporcionar resultados idóneos que mantienen en su punto óptimo el sabor de los asados.

  • Son muy saludables.

Son saludables puesto que no añadimos aceites ni grasas artificiales. Limpiamos cuidadosamente las piezas para evitar restos de grasa animal o de piel.

  • Tienen un sabor auténtico.

Cuidar la temperatura óptima y constante del horno de leña y utilizar carbones o maderas de alta calidad. Estos son los secretos de una combustión idónea que respeta y mima las carnes asadas que cocinamos.

  • Cuidamos el punto de asado.

Personalizamos el producto al gusto de cada cliente. De esta manera la carne asada se elabora para satisfacer las preferencias de cada persona.

  • Respetamos las elaboraciones tradicionales.

Nuestras parrillas permiten conservar los sabores y ahumados de las brasas. El calor de un fuego constante y la medición de los tiempos son las claves de nuestros carnes asadas de cordero y cochinillo.

  • El resultado final.

Cuidadas hasta el mínimo detalle, nuestras raciones de carnes asadas destacan por su aspecto dorado y su sabor, francamente delicioso. En el paladar se derriten en la boca.

  • Los cocineros expertos.

Los hornos de Asador del Rey son una parte estratégica del restaurante. Aunque su merecida fama se debe en buena medida a la pericia y cuidada elaboración de sus expertos cocineros. Ellos se encargan de preparar nuestras mejores carnes en el momento óptimo de temperatura y el punto perfecto para su degustación.

Propuestas para carnívoros

La carne asada es una de las estrellas de nuestra carta tanto en verano como en invierno. En los meses de frío es cuando apetece más degustar una buena carne asada. Pero las formas de consumirla y cocinarla son muy variadas. En Asador del Rey recuperamos la receta tradicional castellana. Elaboramos con cariño y respeto las carnes que servimos a nuestros comensales.

El alma máter de nuestro menú está en la materia prima. Por eso el cochinillo y el cordero son dos de los platos más demandados por nuestros clientes. El primero de ellos es ideal para compartir con familiares y amigos acompañados de un buen vino y una ensalada, por ejemplo. El acabado dorado del lechón y los jugos que desprende en el horno de leña. Ambos son una verdadera delicia al paladar.

Para los amantes de la cocina más auténtica hablar de cordero es hablar de cocina con mayúsculas. En Asador del Rey lo cocinamos en el horno de leña. Hacemos todo lo posible por conservar intactos todos sus nutrientes. Nos referimos con esto a sus proteínas de alto valor biológico. A las vitaminas del grupo B y a los minerales como el hierro o el zinc que abundan en este animal.

Gastronomía tradicional

En lomo, en solomillo o en chuletas, la carne de vacuno a la brasa es también una opción idónea en Asador del Rey. La carne de vaca que utilizamos en el restaurante procede de los mejores pastos de la Sierra de Madrid. Lo que la convierte en una materia prima idónea para encumbrar el mejor asado. Nuestros cocineros saben cómo tratar el género, dónde elaborar los cortes y de qué manera manejar las brasas para que el resultado sea auténtico. El aroma de la leña unido a un producto gourmet (ternera de primera calidad). Ambos son los ingredientes principales de un plato elaborado con todo el cariño de la gastronomía tradicional.

Si quieres comprobar en primera persona la calidad de nuestros asados, ya sea en horno de leña como a la brasa, no dudes en reservar mesa en Asador del Rey, asador en la sierra de Madrid, llamando al teléfono 699 84 00 15.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.