Bosque, otoño y gastronomía

Bosque otoño gastronomía
Bosque de la Herrería. Foto de www.patrimonionacional.es.

El bosque renace en otoño. Con la llegada de las primeras lluvias, los días más cortos y los fríos iniciales que son la seña de identidad de los últimos meses del año, los bosques entran en ebullición. Bosque, otoño y gastronomía son conceptos a tener en cuenta en esta época del año.

La Sierra de Guadarrama y el entorno de San Lorenzo de El Escorial, con grandes zonas boscosas y una riqueza natural de primer orden, son un buen ejemplo de ello.

Los amantes de la naturaleza, del senderismo o simplemente, de dar un paseo amarrados al silencio, tienen una buena oportunidad de descubrir la riqueza de esta parte de la Sierra de Madrid durante estos primeros pasos.

Entorno natural privilegiado

Además, el Bosque de la Herrería y la cuerda de Las Machotas, por citar solamente dos espacios singulares, suman a la opción que supone descubrir cómo cambia el color de las hojas de los castaños centenarios y las masas de robles. Éstas, son el santo y seña de este espacio natural. El entrar de lleno en un mundo natural profundamente ligado al hombre y su historia y cómo no, disfrutar de una gastronomía de temporada. 

Comer en San Lorenzo de El Escorial o en el vecino pueblo de El Escorial es una opción muy potente para todos aquellos que en grupo de amigos o en plan familiar deciden apostar por una salida de ocio en la naturaleza de otoño y la historia van unidas de la mano.

La oferta de restaurantes en San Lorenzo de El Escorial es rica y variada. Pero si la apuesta es combinar un paseo entre castaños con una visita al Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial y disfrutar de una propuesta gastronómica que cuida con esmero y cariño la cocina tradicional, una opción muy a tener en cuenta es el Asador del Rey.

Su carta incluye productos de temporada y Kilómetro 0, apostando siempre por materia prima de primera calidad.

Menú especial para esta época del año

En ese sentido en el menú que diseñan todos los meses, en este inicio del otoño, tienen un paso especial los boletus con hierbas y jamón ibérico. Un plato muy especial que llega a nuestras mesas cuando el rocío y las primeras lluvias tiñen de humedad los bosques serranos. El bosque, el otoño y la gastronomía se unen en un sólo concepto.

Además, la carta incluye entrantes como el lomo ibérico y queso manchego artesano, el pastel de cabracho o las habitas salteada finas con jamón ibérico. Y, si somos amantes de una buena carne, no podemos pasar sin probar un producto de proximidad como son el chuletón o el entrecot. Ambas opciones con el sello de calidad que aporta la IGP Sierra de Guadarrama, marca diferencial que garantiza un producto elaborado en los pastos de la comarca. Kilómetro 0 en estado puro.

El lechal y el cochinillo asado son también platos que el senderista con vocación de darse un homenaje y el turista cultural pueden disfrutar en el Asador del Rey. Son productos elaborados en horno de leña, sin prisas y siguiendo uno por uno los pasos que la centenaria tradición de Castilla establece. Si, por el contrario, se busca una alternativa a estos contundentes platos de carne, la propuesta es un delicioso bacalao con tomate al aceite picual.

Pan artesano, vino de Castilla y un panel de postres elaborados en los obradores del establecimiento o locales de artesanos cercanos, completan la oferta para disfrutar de un fin de semana diferente en el que el Bosque y la buena gastronomía van de la mano.

Consulta nuestro Menú de Noviembre de 2022. O, si lo prefieres, puedes consultar nuestra Carta de platos y de vinos.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.